Mi Endometriosis


30 de septiembre de 2019, había volado de Barcelona a Santander, viajado de Santander a Bilbao y había entrado en un quirófano para someterme a la extirpación del único ovario, el izquierdo, que me quedaba, eso sí, repleto de endometriosis. Ese día desperté en la sala de reanimación del Hospital Universitario de Cruces con mucho dolor.  

Rebobinado hasta el 16 de junio de 2021, desde Santander llegué a la consulta número 6 de la Unidad de Endometriosis de Cruces. Había pasado un año desde la última vez que nos miramos a los ojos. Un año desde que, mi querida Doctora, me hubiera derivado al Urólogo. Un año ya.

En esta ocasión, antes de vernos, me sometí a una ecografía vaginal para la que tuve que realizar preparación intestinal, enema 250ml incluido. En este reconocimiento por imagen, ya sabía lo que iban a poder ver, así que no fue ninguna sorpresa.

Nada. No se veía nada. No existía rastro de endometriosis en mi cavidad pélvica. No había nada orgánico que fuera el causante de mi dolor. 

Pero como digo, eso yo ya lo sabía, desde hace algún tiempo.

Al entrar en la consulta de la ginecóloga, nos sonreímos con los ojos y le dije "coge aire que te cuento TODO lo que me ha pasado durante este año".
  1. He estado en Rehabilitación del Suelo Pélvico sin que las técnicas fisioterapéuticas hayan podido aliviar mi dolor. No obstante me pautaron Óvulos de Diazepam que sí sirvieron para recuperar el tono muscular (que es mucho).
  2. He seguido un tratamiento de Instilaciones Vesicales sin que sirviera para paliar mi dolor
  3. He sido tratada con Lidocaína Endovenosa sin que me ayudara con mi dolor
  4. Me están tratando con Botox para la Migraña sin resultados por el momento
  5. Me han hecho un TAC en donde se ha visto que tengo un Derrama Pericárdico
  6. Me han hecho una Gastroescopia en donde se ha visto que tengo una Hernia de Hiato de 3cm
  7. Me han pautado un nuevo medicamento indicado para la Cistitis Intersticial Crónica y refractaria (en mi caso) que viene de EEUU y ha tardado un poco en llegar.
  8. Me han pautado también una medicina para los episodios de estreñimiento severo que ha necesitado visado.
  9. Desde la Unidad del Dolor me van a ofrecer realizar la técnica invasiva del Bloqueo del Ganglio Impar
  10. Tengo programada una Densitometría para septiembre. 
(creo que no me dejo nada).

Muy sorprendida de lo comprometidos, implicados y bien que me están llevando en el Hospital Universitario Marqués de Valdecilla, y contenta al saber que estoy 100% implicada en mi procedimiento médico, que conozco mi enfermedad, mis secuelas y todo lo que ello supone... me felicitó por mi actitud -ojalá mi actitud sirviera para bajar el dolor- y me explicó que ellos son cirujanos que no hay rastro de endometriosis, por ahora, y que tengo que tomar la THS hasta los 50 años.

[Entre tu y yo, esto que me dijo la Ginecóloga, no puedo prometer que lo vaya a cumplir, tengo mis dudas, además no existe evidencia/estudios científicos que hable sobre mujeres que hayan consumido THS durante más de 10 años de forma ininterrumpida. No sabemos los efectos que puede causar, a largo plazo, en el organismo de mujeres jóvenes. Así que seré cauta. Veré que me dice el día 24 el Cardiólogo y esperaré a conocer los resultados de la Densitometría de septiembre. Si te interesa este tema házmelo saber en comentarios].

Lo cierto es que no esperaba NADA de esta consulta. No esperaba ninguna solución porque entiendo, cómo ella me volvió a explicar, aunque no hacía falta, que son cirujanos y que al no existir un daño orgánico, nada palpable, no pueden tratarme. Ellos no son los indicados para hacerlo. 

Tengo 39 años, dolor pélvico crónico, neuralgia de ambos nervios pudendos, migraña crónica, dolor en todas las articulaciones, en las manos; Tengo un derrame pericárdico, desviada la columna vertebral (L5 sobre S1) y un proceso de artrosis degenerativo en ella, tengo estrabismo, TCA, tengo... muchas ganas por lograr una calidad de vida que cada vez va menguando un poquito más. Sé que una Unidad de Endometriosis no es el lugar donde paliar tanto dolor, pero también sé, que la Unidad del Dolor y la Unidad Multidisciplinar Funcional son mi mejor baza, bueno, sumada a mi Endocrina, Neuróloga y ahora también Cardióloga. 

No tengo focos activos de endometriosis pero nunca se sabe cuando pueden reaparecer. Por eso, el año que viene, volveré a ponerme un enema de elefante y volveré a viajar Santander-Cruces para que mis órganos vitales sonrían a la cámara del ecógrafo e ir a una nueva consulta.








Comentarios

No hemos podido validar su suscripción.
Se ha realizado su suscripción.

Suscríbete a la newsletter para recibir todas las novedades.